Carne ibérica, la carne con Estrella Michelín

Cuando escuchamos cerdo ibérico, en nuestra mente aparece un suculento jamón, una intensa paletilla o un apetitoso loncheado. Pero no es menos exquisito, y cada día más codiciado por los mejores restaurantes del mundo, el despiece de carnes ibéricas frescas.

Estas carnes destacan por su intenso sabor, su terneza y jugosidad. Piezas seleccionadas y enviadas en fresco para su máximo disfrute.

Pluma de bellota 100% ibérica, solomillo de bellota 100% ibérico, lomo de bellota 100% ibérico, secreto de bellota 100% ibérico y presa de bellota 100% ibérico. Desde las dehesas de Extremadura, seleccionadas para los paladares más exigentes. ¿No se te hace la boca agua?

¿Cuál es el secreto para conservar la carne y potenciar su sabor?

La calidad de una carne ibérica, se mide también por su frescura. En Extrem Puro Extremadura cuidamos que todas las piezas lleguen hasta los consumidores en perfecto estado de conservación y en el menor tiempo posible. Pero una vez en casa, ¿cuál es la forma de seguir conservando la carne en perfecto estado? 

Nada más recibir tu pedido, debes regrigerarla y no romper la cadena del frío. En la nevera, la carne aguanta entre 2 y 4 días. Gracias a su envase al vacío, la carne no se contaminará con otros olores de la nevera. Igual que si decides congelarla donde puede aguantar sin perder propiedades durante varios meses. 

A la hora de descongelarla, no la saques directamente a temperatura ambiente. Es recomendable descongelarla en la nevera durante un día y luego atemperarla antes de cocinar. Es la mejor forma de conservar todo su sabor y terneza.