Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra politica de cookies.

No puede realizar pedidos desde su país. United States

Maneras de Reutilizar el Packaging de Extrem Puro Extremadura

Comentarios (0)

Maneras de Reutilizar el Packaging de Extrem Puro Extremadura
Dicen que las segundas oportunidades no suelen funcionar, pero si hablamos de reutilizar el packaging de algunos productos para darle un nuevo uso interesante, entonces la cosa cambia.

Funciona porque así daremos una nueva vida útil a muchos envases, que, de otra manera, acabarían formando parte de una montaña de deshechos, propiciando daños irresponsables para nuestro ecosistema. Una segunda oportunidad.

La regla de las tres 'r' (reducir, reutilizar y reciclar) nos marca precisamente el camino que debemos seguir para tratar de consolidar un planeta sostenible, con hábitos responsables que garanticen la salud medioambiental a todos sus efectos. Reduciendo la basura que generamos, reutilizando los productos que consumimos y reciclando aquello que ya no usamos.

En Extrem Puro Extremadura creemos en la economía circular y queremos proponeros algunas formas de aprovechar nuestro packaging para que, una vez consumido nuestro producto, puedas seguir aprovechándote de el para cualquier otro uso, alargando así su vida útil.

Ideas para reutilizar los envases de Extrem Puro Extremadura

Como veis en la imagen, el packaging que acompaña a nuestro embutido ibérico tiene forma de tubo. Es cilíndrico, de anchura similar al de una botella y muy limpio en su diseño y presentación.

En el se albergan nuestras mejores piezas ibéricas, y, como tal, el envoltorio va en sintonía con el producto que ofrecemos. Por ello, una vez hayamos consumido el lomo, chorizo o salchichón ibérico pertinente, podemos reutilizar ese atractivo canister como recipiente de otro tipo de cosas.

Te contamos algunas que se nos ocurren:

- Para guardar los spaghettis utilizaremos el canister más alto. Así los mantendremos protegidos y localizados. Además, se adapta perfectamente a su medida.

- Para reciclar tapones de plástico, pilas o cápsulas de café podemos utilizar el de menor altura. De esta manera no solo estaremos evitando la generación de nuevos
residuos inorgánicos, sino que daremos una nueva vida útil a estos elementos en la cadena de producción.

- Como recipiente para las galletas, caramelos u otro tipo de dulces. Si tenéis niños en casa, seguro que ocultar el goloseo os puede ayudar a evitar el atracón de azúcar de vuestros pequeños. Y sino, ya sabéis un lugar para dejar esos dulces.

- De coqueta papelera en nuestra cocina. Cada papel de cocina o servilleta que utilicemos podemos mandarlo a este canister reservado de nuestra cocina. Así estaremos reciclando de manera sencilla y muy práctica cada trozo de papel que empleamos.

Estas son solo algunas opciones, pero las posibilidades son muy amplias. La imaginación y los hábitos cotidianos seguro que os dan alguna que otra solución interesante para aprovechar nuestro packaging y contribuir en lo posible con la reutilización de los envases.

¿Se os ocurre ya alguno?